Guía breve para adelgazar durante la menopausia

Guía breve para adelgazar durante la menopausia

Mª José Andrade de Mujeres Valientes y Lola Ojeda de L&M Tu Silueta en la Feria del Empleo de la Universidad de Sevilla

 

Ya os conté, no hace mucho en Mujeres Valientes que un día me levanté y ¡VOILÁ!… molla por aquí, molla por allá. Barriguita hinchada por acá, michelines que antes no tenía por acullá y la sensación de estar hinchada por todas partes.

Yo, que siempre había tenido la talla 36, y hasta la 34, ahora me ponía en la 42 y no quería ni pesarme… Total, ¿para qué? si la última vez que lo hice pesaba más de 57 kilos, había dejado de meterme las camisas por dentro del pantalón y de la falda y me empeñaba en seguir poniéndome la misma ropa de siempre.

Me miraba al espejo, metía barriga y me recordaba a Bridge Jones y a su diario cuando, con su braga faja, intentaba disimular lo que era imposible de esconder (como a mi, vamos)

 

René Zellweger. El diario de Bridge Jones. Braga faja.

¿Lo recordáis?… Pues yo me sentía igual pero sin ser estrella de Hollywood, no tener un Oscar en mi estantería y no haberme besado con Colin Frith…

Iniciaba una y otra vez la dieta pero de pronto, “pasaba una mosca volando” y cualquier excusa era buena para abandonarla… “Total, ya la empezaré porque además no estoy tan gorda” ¡ANDA QUE NO!.

Lo cierto es que ha sido una época en la que me sentía fatal físicamente. No era yo. No me reconocía en el espejo. Y no era capaz de decir, como muchas, que me encontraba guapa y a gusto con ese peso y esas redondeces porque lo que en realidad estaba era inflada.

¿Por qué creemos que no podemos adelgazar durante la menopausia?

Hasta hace poco también yo creía que no podía adelgazar, porque además pensaba que no comía tanto y que lo hacía de forma saludable:

  • 5 piezas de fruta
  • Zumo de limón de ayunas
  • Verdura
  • Proteínas
  • Pescado
  • Nada de fritos
  • Nada de azúcar
  • Cero alcohol
  • Avena todos los días
  • 2 L. de agua al día
  • Etc
  • Etc
  • Etc

Lo cierto es que a pesar de alimentarme bien y sano no conseguía adelgazar y estaba empezando a pesar que: “bueno pues nada, esto será así”… Pero no; no es así ni muchísimo menos y tenía arreglo pero yo aún no me había cruzado con mi ángel de la guardia y amiga, Lola Ojeda.

También es cierto que comienzas a tener alteración en el sueño (que ya lo contaré más adelante porque también tiene solución) pero los kilos de más es algo que se ve y por mucho que te diga tu santo:”no te preocupes, de verdad, si estás igual que antes” ¡Ay, Dios… ese “de verdad” y con tonito, no engaña!.

Resumiendo y  como dice la canción; en vez de “soltera pa toa la vida”… así me iba a quedar yo “infladita pa toa la vida”.

Guía breve para adelgazar durante la menopausia

Asumir esta nueva etapa 

La menopausia tenía que llegar; ha llegado y además para quedarse. Sí, María Guichot (mi ginecóloga) ya sé que no es igual para todas, pero ya que la tenemos resistamos pero no luchemos porque nos vamos a desgastar, nos cansaremos y dejaremos de disfrutar de otras ventajas (sí, estáis leyendo bien porque tiene su lado positivo).

Nuestras parejas también sufren por nosotras

Es verdad que ellos también pasan por su menopausia masculina (andropausia: disminución de la testosterona) y sufren de ansiedad, sequedad en la piel, depresión y nerviosismo, entre otras cosas.

Ellos también lo pasan muy mal y además sin tener ni idea, en muchos casos, de lo que les está ocurriendo por falta de información o porque no tienen ni idea de que los hombres también lo sufren… Así que ¿Qué os parece si hacemos piña?. Será más fácil para los dos y volveremos a tener y recuperar la complicidad que habíamos tenido antes de este momento.

No hay que obsesionarse

Sí, tenemos unos kilos de más. Estamos hinchadas, nos sobra peso y no queremos ni cruzarnos con el espejo pero tampoco podemos caer en nuestra propia trampa.

Tenemos que tener fuerza de voluntad. Ponernos una fecha para empezar. Hacernos el firme propósito de que podemos conseguir el peso que queremos pero sin agobiarse… Hay que estar preparada mentalmente para este reto porque no es fácil.

Tenemos todo el tiempo del mundo para perder peso, poco a poco porque esta es una carrera a medio largo plazo. Así que, un poco de paciencia, deja que pasen los meses y llegarás a la meta sin ansiedad.

Buscar ayuda especializada 

Y aquí es donde a mi se me apareció un ángel. Así, literalmente. Mi ángel es Lola Ojeda. La primera vez que la vi me pareció la mujer más guapa del mundo pero cuando la conocí descubrí a una de las mejores personas.

Hablamos de su trayectoria profesional y de todo lo que había trabajado y sacrificado para ser dueña de su tiempo, de su negocio y de su presente. Decidí hacerle una entrevista para Mujeres Valientes y el día que entré en L&M Tu Silueta nunca volví a ser la misma.

Yo, que fui a realizar un reportaje a una mujer valiente, me encontré con una mujer generosa y buena que sin dudarlo me hizo ponerme en sus manos: “CONFÍA”... Y confié ¡Vaya si lo hice!.

Han pasado ya cinco meses desde entonces y he perdido las mollas, la barriguita, los michelines y mi santo, y mis amigos me han prohibido seguir adelgazando.

Somos muchas las que padecemos la menopausia

Sí, no eres la única. Somos las hijas del “baby boom” y una generación de más de un 51% de mujeres que en Andalucía, concretamente, estamos con la menopausia (este dato me lo dio Monse Roura, directora de Ella y el abanico… ¡ESPECTACULAR!)

A veces, camino de casa, me encuentro con una amiga con la que, en apenas esos cinco minutos en los que nos paramos a hablar, porque siempre vamos corriendo, nos intercambiamos consejos; alguna que otra receta para remediar ese síntoma que notamos todas y nos reímos de nosotras mismas porque resulta que no estamos solas (tú sabes quién eres cuando leas esto).

Practica algún deporte o afición

Yo esquío en Sierra Nevada todos los fines de semana que hace buen tiempo. Entre semana apenas tengo un rato para una caminata pero me guardo una hora todos los miércoles para bailar swing, en Sevilla Swing Dance.

Sí… ¡ME ENCANTA BAILAR SWING! y es que hace tiempo me cruce con una pandilla de parejas que bailaban en la calle y se lo pasaban en grande. En ese momento me dije que yo, algún día, también bailaría como ellos.

Todavía me falta un poco, yo diría que bastante, para estar a su altura pero me siento bien, joven y llena de vida cuando bailo. Conozco a gente interesante. Soy un follower muy mandona a la que les cuesta dominar pero me olvido de todo cuando estoy compartiendo esta hora en la que vuelo con esta música trepidante y, lo mejor de todo, me pone en forma.

Vive sin complejos esta nueva etapa

Vive sin complejo este momento, estos años, estos días… ¡porque el tiempo pasa que se las pelas!. Este es un periodo en el comenzar de nuevo pero ¿cuántas veces no hemos empezado desde cero?.

Y, recuerda, no pasa nada por tener esos kilitos de más porque ¡TIENE ARREGLO!. Sólo hay que saber vivir y vivirlo de la mejor manera que sabemos. Cada una es distinta y por lo tanto lo haremos de diferente forma y tomaremos caminos que no se parecerán en nada… Pero, recuerda este reto te ayudará a descubrirte a ti misma y te aseguro que es toda una experiencia.

¿PREPARADA PARA VIVIRLA?

Por cierto, recuerda que en L&M Tu Silueta, las suscriptoras de Mujeres Valientes tienen un 10% de descuento…

¡YA NO TIENES EXCUSA!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Mj. Andrade
María José Andrade Alonso
marandalo67@gmail.com
No hay comentarios

Escribe un comentario

Uso de cookies

Mujeres Valientes utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies